martes, 5 de octubre de 2010

Reinventándome

Desde principios de año participo como ayudante en Didáctica de la Química (núcleo específico de la materia Currículum y Didáctica de la Facultad de Ciencias Bioquímicas y Farmaceúticas de la UNR).
A fin del primer cuatrimestre de este año le propuse a Vilma, que es quién dirige la cátedra, enseñar a enseñar química enseñando química porque no lográbamos tener efectos en nuestros alumnos (ya les contaré los problemas que tuvimos el primer cuatrimestre). Vilma dirige una Escuela de Enseñanza Media para Adultos (EEMPA) y dicta Química de Quinto Año en esa escuela (la única EEMPA vespertina de Santa Fe) y en otra EEMPA nocturna (con dos quintos) y me dijo que sus horas de química estaban libres para que nuestros alumnos las usen para practicar. Así mi propuesta tomó forma y se la propusimos a nuestros alumnos (tenemos sólo 6 este año): “dar química sin temas, a partir de los que los alumnos saben, conocen y experimentando con elementos/casos de la vida cotidiana”.  Planteé esto porque estaba convencido de que, como hace un tiempo Luz en un tweet:

No sirven los aprendizajes en términos teoría/práctica. Necesitamos convergencia: aprendizajes en el mundo (y no fuera de él)”.

Es decir que no se les puede hablar a los alumnos en un curso introductorio de química sobre un mundo que no conocen y al cuál no pueden/saben tener acceso (por más que lo tengan a través de internet -ya hablaré lo que creo al respecto en otro post-). Además es super aburrido que un tipo, que parece saberlo todo, venga y te diga como es el mundo... Esta es, y estoy casi seguro, una de las razones de baja en la matrícula de carreras con alto contenido de ciencias naturales y matemática. ¿Para qué estudiar un mundo que ya se conoce?
A mi entender necesitamos que nuestros estudiantes estudien su mundo y puedan INTERVENIR en él a través de la experimentación. Esto va a generar IDEAS abstractas ( que van a estar arraigadas en los conocimientos propios de cada alumno) que luego van a necesitar hacer explícitas a través de diferentes LENGUAJES: que no son sólo el textual y gráfico -imperantes en ciencias- si no que también puede ser audiovisual. De esta forma empezamos traemos el mundo DENTRO del aula, dejamos que se lo viva y se lo modelice. De todas formas no lo podemos traer de forma completa porque no tenemos internet ninguna de las EEMPA’s. (Sería fantastico experimentar este tipo de enseñanza de las ciencias naturales en modelos 1@1)
Al momento de empezar el cuatrimestre en las EEMPAS nos encontramos con que no habíamos llegado a planificar qué/cómo íbamos a dar las clases de Química. Para que los alumnos de las EEMPA no empezaran con el dictado de clases tradicionales (por temas, solo fórmulas, evaluando solo definiciones, sin experimentos, etc.) yo me propuse como profesor hasta que coordináramos entre todos cómo dar todo el programa. Luego de hecho esto cada uno de los alumnos de didáctica (DQ2010 de ahora en más) iba a tener a cargo parte de las clases. Mientras consensuamos que ellos vayan a observar las clases y tienen como trabajo analizarlas. Ya pasaron dos meses, algo se logró en las aulas (aunque no estoy satisfecho) y poco logré con los DQ2010. En el próximo post les voy a contar qué hicimos hasta ahora y hacia donde vamos :)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada